Monseñor bendijo casa parroquial

Ciudad
Monseñor Giovanny Pazmiño, obispo de la Diócesis de Ambato, recorrió toda la infraestructura para bendecir la obra física, pidiendo a las asistentes orar. (Foto El Heraldo)

La construcción de la casa parroquial de San Antonio es el motivo que congregó la presencia de monseñor Giovanny Pazmiño, obispo de la Diócesis de Ambato, quien junto a varios sacerdotes la bendijeron ante la presencia de los moradores de la zona, a las 11:00 horas, ayer.

Por conmemorar cinco décadas de parroquialización los moradores de San Antonio y los religiosos se plantearon como reto entregar la Casa de Evangelización. La edificación comprende tres plantas. La primera es oratorio, oficina y salón. La segunda comprende la vivienda del sacerdote y la tercera planta abarca cinco aulas para la catequesis y la evangelización, explicó  Bernardino Núñez, párroco y  vicario general de la Diócesis de Ambato.

La construcción empezó en el 2016. La inversión es de aproximadamente 90 mil dólares (entre donaciones, rifas, bingos, platos típicos y préstamos). La construcción es de 12 x 12 metros cuadrados. Se espera que sigan las colaboraciones para seguir con la segunda fase que corresponde a los acabados, añadió el párroco.  

Es importante que las muevas generaciones conozcan cómo se dieron las cosas para llegar a feliz término. Existió una sola casa con una planta en la que estaba adaptada una oficina para el despacho parroquial; así como, el galpón donde se dictaban las  clases de catequesis y todo estaba muy deteriorado. Se propuso a los feligreses construir la nueva edificación. El ideólogo fue el párroco Bernardino Núñez. Ese sueño tuvo eco y ya se tiene la estructura, faltan los acabados, explicó el vicepresidente del Consejo de Pastoral, Fernando Terán.

Es grato agradece a las personas e instituciones que hicieron posible que se cristalice este sueño de la parroquia cuyos resultados engrandecen a esta zona y a la provincia, indicó el morador Mario Palacios. (I)

Deja un comentario