Editorial: Educación privada y molestias

Editorial, Opinión


   Diversos padres de familia se sienten afectados por el pago de pensiones en las instituciones educativas del sector privado, aduciendo que los rubros deberían ser menores, implementando algún tipo de descuento, siquiera de un 20 % del valor total.

  En ciertos planteles educativos, desde inicio de año, se les cobra un valor para uso de instalaciones y, tras la emergencia sanitaria, esos pagos deberían ser devueltos, ya que los estudiantes no están acudiendo al recinto de enseñanza.

  Además, la carga de deberes, ha obligado a los padres a que ayuden a los hijos; algunos trabajan y ese tiempo se ve limitado para realizar otro tipo de actividades. Pese a los lineamientos organizacionales de escuelas y colegios privados, los directores deberían dar flexibilidad en pagos.

  Varias empresas han cerrado; el personal ha sido despedido. La economía que tenían para poder pagar la educación de sus vástagos ha comenzado a decrecer por la falta de circulante. Por ende, esperan que los dueños de los planteles educativos, sean consientes de esta realidad y que la vocación del servicio estudiantil sea respetada, no con el ánimo de lucrar, sino de enseñar.

Deja un comentario