Celebrar a Guayasamín / Esteban Torres Cobo

Columnistas, Opinión



Se cumplen cien años del nacimiento del gran maestro Oswaldo Guayasamín. Un maestro de maestros. Pintor, creador, poeta, joyero, arquitecto, escultor, historiador, hombre de mundo y de negocios. Fuera de serie, de tiempo, de circunstancias y patriarca del legado cultural más internacional e importante que tiene el Ecuador. 

Guayasamín dejó eso: la única marca importante del Ecuador a nivel mundial. Lamentablemente nuestra tierra no produce hasta ahora un Premio Nobel de Literatura o un artista destacado que se le acerque. ¡Cuánta falta nos hace alguien de su tamaño!

Imagínense el estímulo que tendrían jóvenes soñadores y niños si tuvieran un García Márquez o un Vargas Llosa a los que seguir y superar. A un Neruda o a un Borges. Incluso a chefs de la talla de Gastón Acurio o Ferran Adrià, que son artistas potentes. A modelos nacionales y propios, que se nutrieron de los mismos paisajes y de la misma realidad local que nosotros en nuestro día a día. 

Guayasamín representa hoy para muchos la excelencia y la proyección global de la persona. La muestra de que ser ecuatoriano no es ningún impedimento para coronar y reinar. El ejemplo de que se puede. El ejemplo de que la excelencia no tiene nacionalidad y está al alcance de todos nosotros. 

¡Feliz cumpleaños maestro Oswaldo! (O)

Deja un comentario