Refuerzan control en suministro de vacunas

Nacionales
La enfermera Cristina Chango recibe la vacuna contra la covid-19 en el Hospital Centinela Pablo Arturo Suárez. (Foto EFE)

Quito, (EFE).- El Gobierno de Ecuador anunció  ayer que reforzará el control sobre el suministro de las vacunas contra la covid-19, e incluso amenazó con procesos judiciales a quienes incumplan las normativas de prelación aplicada en la «fase cero» de aplicación de las dosis.

El presidente ecuatoriano, Lenín Moreno, en un mensaje de Twitter, señaló que el llamado «plan piloto» de vacunación, para el que se prevé distribuir unas 86.000 dosis de la vacuna de Pfizer hasta febrero próximo, debe cumplir unos estrictos parámetros de selección.

El personal sanitario de la llamada «primera línea» de atención, que empezó a recibir la vacuna este jueves, está compuesto por médicos, enfermeras, auxiliares, residentes, fisioterapistas de respiración, personal de apoyo y de limpieza que trabaja en áreas de atención para covid-19, en hospitalización, unidades de cuidados intensivos, emergencias y áreas de triaje respiratorio.

También recibirán las vacunas en la «fase cero» o «plan piloto» de aplicación, los ancianos de centros geriátricos y su personal de atención.

«El plan piloto de vacunación se realizará de forma transparente y atendiendo los parámetros de selección previamente establecidos. No permitiré, bajo ningún pretexto, cambios de último momento de beneficiarios», afirmó Moreno en su mensaje por la red social.

Además, advirtió de que «los infractores serán depuestos de sus cargos y judicializados».(I)

Deja un comentario