Preocupación por “coyoterismo” provincial

Ciudad

Pobladores de zonas rurales salen en busca de oportunidades, pero pocos llegan a su destino. (Foto El Heraldo)

La migración es uno de los temas latentes en la provincia, considerando que pobladores de las parroquias Quisapincha, Pasa, San Fernando y Ambatillo han optado por buscar nuevas “oportunidades” a cambio del pago o contratación de los conocidos “coyoteros”.

Ante la problemática, el gobernador de Tungurahua, Fernando Gavilanes, comentó que el tema fue analizado con el jefe de la Subzona de Policía, Richard Karolys; sin embargo, éste fue removido hasta otra provincia, por lo que se retomarán las acciones para atrapar a los “coyoteros” que engañan a los ciudadanos.

Hasta el momento existen personas desaparecidas y fallecidas en medio del intento por llegar a los Estados Unidos. Hoy sus familiares buscan la identificación y repatriación de cuerpos a través de las embajadas ecuatorianas.

En la Fiscalía de Tungurahua se han presentado dos denuncias contra los “coyoteros”, quienes operan con pobladores de las zonas señaladas.

“No se puede dejar pasar el tema a vista y paciencia de quienes aprovechan de la ingenuidad. Retomaremos el tema con las nuevas autoridades, ya que no podemos quedarnos impávidos ante la situación”, dijo Gavilanes.

Aclaró que esto recae en una estafa y es un tema que debe ser trabajado.

Carmen N. (nombre protegido) de 35 años de edad, denunció hace un año y medio a los “coyoteros” que ofrecieron llevar a su esposo hasta los Estados Unidos y desde ese tiempo no sabe nada de él.

El ofrecimiento nació por un amigo que tenía el hombre, quien accedió a pagar cerca de 15 mil dólares para ser llevado hasta México y de ahí pasar a su destino; sin embargo, desde ese momento  su esposa no tiene noticias.

Luego que los sujetos fueron denunciados, Carmen recibió amenazas de muerte e insultos por parte de los familiares de los “coyoteros”, por ello pidió ayuda al Sistema de Protección a Víctimas y Testigos de la Fiscalía Provincial de Tungurahua.

“Tengo miedo, especialmente cuando el programa termine, ya que las autoridades lograron detener a uno de los individuos. A ellos se les entregó el dinero que lo obtuvimos por un préstamos y que ahora debo pagarlo”, expresó. (I)

Deja un comentario