La educación superior de los presidenciales / Roberto Camana

Columnistas, Opinión

Escuchar con atención los debates políticos de los dieciséis presidenciales en Ecuador concerniente al sistema de educación superior. Ponen en alerta el baratillo de ofertas repetidas y sin ejes de acción, el libre acceso a las universidades, la educación superior debe ser dirigida por las mismas autoridades universitarias, apoyo a la educación técnica y tecnológica, entre otros ofrecimientos.

En cuanto, al libre acceso a las universidades, el candidato Yaku Pérez tiene la firme convicción de eliminar esta barrera; y que más bien sean las mismas instituciones de educación superior, quienes realicen este proceso, dentro de su autonomía universitaria. Mientras Andrés Arauz, fortalecerá el sistema de nivelación y admisión con más equidad y justifica social.

La prueba de acceso a las universidades públicas, debe replantearse, no como una prueba estandarizada, sino más bien en igualdad de condiciones. Además, la prueba no debe ser causa de decepción, sino de responsabilidad desde el comienzo con la elección de la carrera y de su futuro profesional.

De acuerdo con las propuestas presentadas, la educación superior debe ser dirigida por las mismas autoridades universitarias. Es decir, que el órgano de control, como el Consejo de Educación Superior (CES), debe estar integrado por rectores de los centros de estudios superiores y no solo de docentes con cierto grado de nivel académico.

En la realidad es querer volver, antiguas prácticas nefastas y de deficiente calidad académica. Solo recordemos el extinto Consejo Nacional de Educación Superior (CONESUP) fue quien reguló la educación superior en el país. Bajo este organismo nacieron las “universidades de garaje”, creación desmesurado de programas de pregrado y posgrado, sin ningún análisis de pertinencia o necesidad de la sociedad.

Otras de las propuestas, es la educación técnica y dual, que según los presidenciales es la novedad. Esta formación les corresponde a los institutos tecnológicos del país, se estableció como política de estado desde el año 2013. Aquí se forman profesionales altamente capacitados, en el ámbito del saber hacer.

Como experto en educación técnica y tecnológica, debe priorizarse esta formación, dotándoles de infraestructura física y tecnológica, hasta el momento continúan utilizando edificaciones de las unidades educativas. Así también restituir el presupuesto y estabilidad de docentes de todo el país. (O)

Deja un comentario