Jóvenes aprenden sobre celebraciones ancestrales

Interculturalidad
 Los jóvenes de diferentes comunidades se unieron para ser parte del ritual. (Foto El Heraldo)

El altar andino fue parte principal en el Encuentro de Jóvenes Indígenas y Campesinos de Tungurahua llevado a cabo en la Casa de la Cultura, el sábado cuatro de mayo.

Frutas, flores y los cuatro elementos de la naturaleza (tierra, fuego, agua y aire) se colocaron en este altar. Pétalos de rosa blanca conformaron la cruz o chacana y el churo de la vida hecho con plátano se colocó en el interior.

Eusebio Sisa, representante del Movimiento Indígena y Campesino de Tungurahua, explicó el significado de cada elemento del altar a los jóvenes de los diferentes pueblos y nacionalidades de la provincia.

“En la provincia existen tres organizaciones grandes de indígenas: el MIT, MITA y AIET. Hoy estamos jóvenes de estos grupos con el fin de conocer nuestra historia”, indicó.

En el encuentro también se trataron varios temas de sabiduría milenaria de los pueblos indígenas, sobre la historia del levantamiento de 1990 y el trabajo que se ejecuta actualmente en defensa de los derechos de las comunidades.

“Tuvimos mesas temáticas para reunir las inquietudes de los jóvenes y generar propuestas para las diferentes problemáticas que se presentan. Posteriormente hablamos del emprendimiento juvenil con el fin de promover el desarrollo económico en las comunidades”, añadió Sisa.

El intercambio de culturas entre pueblos y comunidades es importante, según el representante del MITA, José Núñez, quien recalcó la importancia de conocer las necesidades de los jóvenes. (I)

Deja un comentario