Papá, jefe del hogar / Editorial

Editorial


   Hoy se celebra una fecha importante, recordando el coraje, sacrificio y trabajo que un padre realiza cada día por mantener a su familia feliz, dándoles todo el amor, cariño y, en el mayor de los casos, siendo el aporte económico para que, a sus vástagos y esposa, no les falte nada, con el fin de que sean ese apoyo incondicional en cada momento.

  Ser papá es una bendición y responsabilidad a tiempo completo, ya que el padre representa la fuerza dentro de un hogar, siendo la cabeza para la toma de decisiones, a la hora de velar por su familia. Es ese amigo que afronta la situación llevando bien puestos los pantalones; no demuestra miedo, sino valentía instaurando un liderazgo marcado.     

   Tener con vida a un padre y abuelo, para muchos, es un privilegio que debe ser aprovechado, compartiendo en familia. La crianza de los taitas hacia sus hijos, justifica la enseñanza de valores dentro de núcleos familiares formados, siguiendo la tradición de formar seres de bien a futuro.

   Recordar y rendir homenaje al padre de uno en este día, debe ser con el ánimo de agradecerle por sus consejos y por estar pendiente de nuestras necesidades. Darle un abrazo, estrechar su mano y decirle feliz día papá es más que suficiente para que nuestro querido viejo sienta ese amor, a través de un simple agradecimiento. ¡Feliz día del Padre! (O)

Deja un comentario