Libertad femenina / Editorial

Editorial

Cada 08 de marzo, se recuerda el Día Internacional de la Mujer, fecha que enmarca un contexto histórico, teniendo en cuenta la lucha sindical de 1908, donde, 129 mujeres, murieron, a raíz, de un incendio en una fábrica ubicada en Nueva York, Estados Unidos; esto instauró ideales de lucha, buscando un protagonismo justo, en términos de igualdad, ya que, en la actualidad, la reivindicación de derechos y aspectos laborales, en cuanto a tener un trato igualitario, dictamina un accionar de sociedad urgente por nuevas generaciones.   

Por ende, hoy en día, han surgido grupos y colectivos que apoyan a mujeres desde el plano social, donde, lastimosamente, por femicidios a nivel nacional, en los últimos años, han aumentando; las muertes violentas no se han quedado atrás, ya que todavía existe un sector opresor que, por concepciones antiguas, acarrean una jerarquía predominante, en cuanto a ideales erróneos, despertando en la juventud actual, una crítica de parar con este tipo de acciones. 

Justamente, hoy, recordar esta fecha clásica a favor de las mujeres, se entiende que, tanto hombres como mujeres, estamos en la misma capacidad de optar por un puesto laboral y un nivel académico justo, donde, la ruptura de jerarquías, con el tiempo, está cambiando, adoptando una nueva enseñanza de vivir en armonía como personas e ‘igualdad’.

Romper con estereotipos de antaño, priorizando, así, el nacimiento de nuevas corrientes y tendencias que, mediante protestas “pacíficas”, buscan una aceptación y respeto, algo que, mientras el orden se mantenga, se destaca, sin caer en extremismos marcados, por una ideología de odio.  

Deja un comentario