Autoestima y Escritura en Niños / Alejandra Sánchez

Columnistas, Opinión

La lateralización del cerebro se ha definido como la dominancia de uno de los hemisferios del cerebro y la visión de que uno de estos hemisferios del cerebro tiene o desarrolla una responsabilidad especial para el lenguaje. Esta es mixta o difusa cuando se observa una inconsistencia al usar una de estas partes, por ejemplo, escribir con la mano derecha y patear con el pie izquierdo, es decir, la dominancia no se encuentra definida. La lateralidad mixta afecta de manera importante al desarrollo de la habilidad de escritura en los infantes puesto que es una actividad psicomotriz compleja ya que involucra una maduración del sistema nervioso, habilidades cognitivas, desarrollo motor fino y grueso. Para escribir el niño utiliza movimientos que dependen de una coordinación entre mano y ojo, puesto que son movimientos precisos y cortos. Por lo cual, al no tener una dominancia esta precisión de movimientos motores finos y coordinación visual y motora que se involucra resulta complicada y trae problemas para el desarrollo de dicha destreza.

Dado que la lateralidad mixta afecta la escritura en los niños y esto trae consecuencia en el desempeño escolar y también en el desarrollo del infante pudiendo afectar su autoestima, se han investigado varios tipos de intervenciones. En los años de escuela primaria, las intervenciones se deben basar en tareas motoras. Entre estas se incluye jugar con arcilla, dibujar en laberintos y trazar letras; Las habilidades motoras finas pueden desarrollarse mediante el uso de ejercicios manuales como frotar o agitar las manos y realizar tareas con los dedos. Los niños también deben practicar una buena postura y control de agarre para establecer buenos hábitos para escribir. Por otra parte, hay que tomar en cuenta que las intervenciones cuando se observa una lateralidad mixta deben adaptarse a cada infante según su funcionamiento neurológico ya que si vamos en contra de este se puede causar dificultades en la conexión entre los hemisferios.

Deja un comentario