Dispensación de medicina con receta médica

Carrusel

El control a las farmacias es permanente para verificar el buen cumplimiento. (Foto El Heraldo)

Entre enero y agosto del presente año, más de 1.300 dependientes y profesionales de farmacias de Pastaza, Cotopaxi, Tungurahua y Chimborazo se capacitaron en la Coordinación Zonal Tres de la Agencia Nacional de Regulación, Control y Vigilancia Sanitaria (Arcsa), sobre el proceso de dispensación de medicamentos bajo receta médica.

El propósito es precautelar la salud de la población; por este motivo se realizan capacitaciones permanentemente a los dependientes y profesionales de farmacias externas.

Las temáticas se gestionan mensualmente con el fin de socializar las normativas e instructivos para realizar una correcta dispensación de medicamentos.

“La receta se respeta”, es una campaña impulsada por la Arcsa, que tiene como objeto dar a conocer la importancia de expender los medicamentos bajo la receta médica, de acuerdo a lo estipulado.

El artículo 153 de la Ley Orgánica de Salud indica que “todo medicamento debe ser comercializado en establecimientos legalmente autorizados. Para la venta al público se requiere de receta emitida por profesionales facultados para hacerlo, a excepción de los medicamentos de venta libre, clasificados como tales con estricto apego a normas farmacológicas actualizadas, a fin de garantizar la seguridad de su uso y consumo…”.

“La receta médica es un requisito indispensable para la dispensación adecuada de medicamentos, las  capacitaciones que se mantienen en la Zonal Tres, son esenciales para conocer los protocolos de comercialización de estos productos, con esto se garantiza la salud de la ciudadanía bajo la seguridad de que se le entregaran los medicamentos descritos en este documento”, aseguró Javier Martínez, coordinador Zonal Tres de Arcsa.

La entidad controla regularmente las farmacias externas, en las que se verifica el expendio de fármacos bajo receta médica y así se previene los posibles errores de medicación y automedicación que se constituyen un riesgo para la salud pública. (I)

Deja un comentario