Corazones solidarios para familia necesitada

Última hora
El apoyo de la Policía Nacional ha sido incondicional. (Foto El Heraldo) 

Las necesidades y la desesperación de una madre fueron atendidas por personas de buen corazón. 

Zoila Villarroel estaba desesperada, ya que no tenía dinero para solventar los gastos educativos de sus hijos, especialmente de Jennifer y Andrea que sufrieron quemaduras en su cuerpo hace más de cinco años y durante todo este tiempo se han sometido a una serie de cirugías para aliviar sus dolores que quedaron como secuela de las quemaduras en el 90% de sus cuerpos. 

Personal de la Policía Nacional, especialmente del Distrito Ambato Sur se organizaron al mando de Daniel Guevara para reunir fondos y ayudar a la familia. 

Los uniformados colaboraron al igual que los ex estudiantes de la Unidad Educativa Bolívar de la promoción 1992. 

Se reunió dinero para la adquisición de uniformes, la empresa de calzado ‘Gamos’ donó zapatos a los menores y la Cooperativa de Ahorro y Crédito ‘Oscus’ entregará los útiles escolares. 

Franklin Ninacuri, policía comunitario, coordina la ayuda. Además ayuda al inicio de un emprendimiento para Zoila con la venta de papas fritas. Al momento está cancelado cerca de 200 unidades que ayudarán a los ingresos familiares. 

Los uniformados que apoyaron la causa lo hicieron desinteresadamente y con el afán de cumplir los sueños de la familia y sobre todo de las menores de edad. (I) 

Deja un comentario