Comerciantes del barrio Español en ‘terapia intensiva’

Carrusel

Comerciantes del barrio Español, aseguraron estar sitiados por los manifestantes. (Foto El Heraldo)

Están desesperados y no es para menos. Desde que empezó el paro convocado por la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie), en el barrio Español, situado en el corazón de Ambato, no han logrado abrir sus locales.

El sector está en los alrededores de la Gobernación, que fue tomada en dos ocasiones por indígenas de los diferentes pueblos de Tungurahua. La segunda ocasión fue el miércoles 22 de junio.

Fátima Ulloa es una de las comerciantes. Su local está en la calle Sucre a pocos pasos de la institución estatal, pidió una libre movilización y que les retiren el vallado que están obstaculizando las calles.

“Antes del paro, cuando alguien se estacionaba mal, ahí si llegaban decenas de agentes de Tránsito y ahora no aparecen para retirar a los vehículos que obstruyen las calles”, expresó Ulloa.

De igual manera, Luis Loaiza, otro comerciante del sector, aseguró que son al menos 200 locales afectados que deben cerrar las puertas porque acuden a golpear y amenazar con los palos y lanzas y temen a los saqueos.

De su parte, Tatiana Pozo sostuvo que  estas semanas de paralización, solo sus pérdidas suman más de 10 mil dólares. “Nosotros no podemos abrir porque los manifestantes llegan con sus carros y hasta se suben a las veredas y ahí nadie los controla”, manifestó la comerciante. (I)

Deja un comentario