Chibuleo y sus tradicionales ponchos

Interculturalidad
Los telares son utilizados para la elaboración de un sinnúmero de prendas de vestir. (Foto El Heraldo)

Uno de los sectores indígenas que todavía que conserva la tradición de elaborar ponchos es Chibuleo, donde aún existen artesanos que ponen todo su empeño en esta habilidad textil

La mayoría ha heredado el oficio de sus padres y hoy continúan con el afán de contribuir en el desarrollo y rescate de la cultura ancestral.

En alto porcentaje los talleres son familiares. Papá, mamá e hijos se unen para confeccionar todos los días los ponchos y cumplir con importantes pedidos de estas prendas de vestir. La calidad ha prevalecido en el tiempo en esta destreza.

Esta situación ha facilitado que los ponchos se conozcan a escala nacional e internacional. En un taller al día confeccionan entre cuatro y cinco ponchos. Es un proceso largo que requiere de ciertos detalles para que la prenda sea durable.

Un poncho de Chibuleo cuesta alrededor de 45 dólares. El material y los telares garantizan  un trabajo de acuerdo a las expectativas de los clientes.

A los talleres llegan turistas extranjeros que sin dudar han adquirido sobre todo ponchos para llevarse como recuerdo de la provincia.

La comunidad de Chibuleo es un pueblo indígena que se encuentra ubicado en la sierra central del Ecuadorperteneciente a los pueblos y nacionalidades Kichwas del Ecuador, al Sur-Oeste de la provincia de Tungurahua,cantón Ambato, parroquia Juan Benigno Vela, en el kilómetro 12 vía Ambato– Guaranda

Su idioma oficial es el Kichwa. Mantienen su vestimenta, fiestas y tradiciones así como el uso de instrumentos musicales propios: pingullorondadorhuancabocina. Los conocimientos se transmiten en forma oral y práctica.

El origen de su nombre se debe a una planta llamada ‘Chibu’ que mucho antes habitaba en este lugar y “leo” proviene de los descendientes de la cultura Panzaleo de Tungurahua del cual son originarios. Es uno de los grupos étnicos de la provincia que ha sobrevivido a la colonización española. 

Su vestimenta se caracteriza en los varones por los ponchos de color rojo que representa a la sangre derramada de los ancestros incas en la lucha heroica en contra de los colonizadores españoles y sombreros, camisa y pantalón de color blanco que representa la pureza de la gente; y en las mujeres por los anacos de color negro que representa la tierra, sombrero blanco, camisa bordado con flores de todos los colores que representa la ‘Pacha Mama’. (I)

Deja un comentario