Ausencia nocturnal / Editorial

Editorial

  Las calles de Ambato, a partir de las 18:30 horas, presentan una desolación, ante la falta de gente en las mismas, dada la ausencia de comercio en locales comerciales, donde no se ve una mejoría en ventas. 

   Bares y restaurantes, según propietarios, no llegan ni al 30 % de su ocupación, algo que preocupa, ya que, sin duda, estos negocios han sido los más golpeados por el Covid – 19. 

  Argumentan que, pese a que hay libertad para trabajar, las personas no acuden a estos espacios y, muchos locales están trabajando a pérdida, esperan que algo mejore la situación a finales de enero, siempre y cuando no haya una disposición diferente. 

   Además de eso, la ausencia de personas en las calles es notoria; la alegría de años anteriores no es la misma y, al no tener gente en horario nocturno, fuera de casa, da una sensación de inseguridad latente y miedo al salir. 

Deja un comentario