Universitarios rechazaron posible recorte

Ciudad
Diversos gremios de la UTA no comparten la decisión del Gobierno Nacional. (Foto El Heraldo)

Un plantón que se desarrolló en el Parque Cevallos hoy evidenció la inconformidad de diferentes dependencias de la Universidad Técnica de Ambato (UTA) sobre un posible recorte al presupuesto de los centros de educación superior.

A decir del presidente de la Asociación de Profesores, Rafael Mera, esta disminución afectaría al alma mater en aproximadamente tres millones 800 mil dólares que conllevaría reducción de personal, sobre todo de contrato.

Manuel Villa de la Universidad Técnica de Cotopaxi también participó de la protesta. Aseguró que a escala nacional el recorte llega a 98 millones de dólares, lo cual complicaría el trabajo de todos los centros de educación del Ecuador.

En representación de los trabajadores y empleados de la UTA, Miriam Portero, destacó la unidad de la comunidad universitaria, ya que los perjudicados directos en la propuesta de baja de recursos serían los docentes, pues al momento hoy no disponen de dineros para cancelar sus salarios; es decir, la situación es crítica.

Uno de los estudiantes de la UTA es Daniel Miranda. Respaldó el plantón, porque considera que los afectados directos serán los alumnos que no contarán con profesores para que impartan sinnúmero de materias. (I)

2 comments

  • Las universidades no deben ser indolentes y egoístas con todo un país. Vivimos momentos de quiebras económicas corporativas y familiares infinitas y muerte por todo lado. Para los meses próximos las expectativas son muy malas y la Academia defendiendo el 10% de su presupuesto sin mirar a los 16 millones de ecuatorianos. Necesitamos que nuestras instituciones, que se supone reúnen ciencias y conocimiento, propongan y guíen en momentos históricamente catastróficos donde todos estamos perdiendo y no existe liderazgo político sino un gobierno incapaz. No esperamos soluciones de gremios, sindicatos ni asociaciones de ciudadanos dedicados al comercio ni a los oficios (ellos ya están aportando), peor aún de militares. Esperamos propuestas académicas y científicas de nuestras universidades. Ahora es el momento de demostrar y ajustarnos los cinturones, no de defensas de autonomías divorciadas de todo un país que los financia.

  • Las universidades no deben ser indolentes y egoístas con todo un país. Vivimos quiebras económicas de corporaciones y familias, reclamos desesperados por alimentos y trabajo y muertes por todo lado. Para los meses próximos las expectativas son muy malas y las universidades responden defendiendo el 10% de su presupuesto sin mirar a los 16 millones de ecuatorianos.
    Necesitamos que nuestras instituciones, que se supone reúnen ciencia y conocimiento, propongan y guíen en momentos históricamente catastróficos donde todos estamos perdiendo, en un país que no tiene liderazgo político, sino, un gobierno incapaz. No esperamos soluciones de gremios, sindicatos ni asociaciones de ciudadanos dedicados al comercio o a los oficios (ellos ya están aportando), peor aún de militares. Esperamos propuestas académicas y científicas de nuestras universidades. Ahora es el momento de demostrar y ajustarnos los cinturones, no de defensas de autonomías divorciadas de todo un país que los financia.

Deja un comentario