La Amazonía: un territorio en constante amenaza / Juan Diego Valdivieso Rowland

Columnistas, Opinión


Los grandes incendios forestales en la Amazonía han tenido un gran impacto en este territorio. La Amazonía ocupa una superficie de 5,5 millones de hectáreas y es el hogar de miles de especies de plantas y animales. También provee varios servicios ecosistémicos como la captación de CO2 y sirve como reservorio de agua. Asimismo, es el territorio de millones de indígenas y mestizas. Sin embargo, a los incendios forestales se suman otras presiones. Esta se ve reflejada por el incremento en la construcción de infraestructura como represas hidroeléctricas, plantas de refinación de petróleo y también por la expansión de la industria extractiva -petrolera, forestal y minera- en varios países de la cuenca amazónica (Paraguay, Bolivia, Brasil, Perú, Ecuador, Colombia, Venezuela, Guayana, Surinam y Guyana Francesa). También existe presión por poblar áreas remotas, para dotar de vivienda y servicios a quienes laboran en las industrias antes mencionadas.

Es fundamental comprender que toda esta presión por “desarrollar” a la Amazonía es gracias al Antropoceno, es decir toda actividad humana. Gracias al Antropoceno los científicos hablan sobre la “Sexta extinción masiva” de especies. Según el último reporte del Panel Intergubernamental por la Biodiversidad y Servicios Ecosistémicos (IPBES por sus siglas en inglés), serían 1 millón de especies que pueden extinguirse por la fragmentación de hábitats; las especies invasoras; la sobrepoblación humana; la contaminación y la sobreexplotación de recursos naturales, como la pesca y la deforestación. Estos factores coadyuvarían a que la Amazonía se transforme, como lo indica el científico brasileño Carlos Nobre, investigador de la Universidad de Sao Paulo, quien advirtió que, respecto a la deforestación, la Amazonía puede alcanzar un punto de no retorno (tipping point), en el que, si desaparece un 20 y 25% del bosque, puede dar lugar a una vegetación tipo sabana. ¡Por eso es necesario que todos nos sumemos a la protección de este valioso tesoro llamado Amazonía!

Deja un comentario