Indigentes e inseguridad / Editorial

Editorial

La presencia de ciudadanos locales y extranjeros es más evidente en este último tiempo, a causa de la pobreza por la falta de dinero y la pérdida de puestos de trabajo, dada la crítica situación laboral por la pandemia del Coronavirus.

   En la zona céntrica, así como en distintos barrios de la urbe ambateña, se observa a familias pidiendo caridad, sea en veredas o semáforos, siendo un tema preocupante por la parte humana que, pese a que cada persona les da alguna limosna, esa ayuda no puede ser dada a todo el mundo.

   Según expertos en materia económica, la pobreza y la indigencia en las calles de aquí hasta final del año, a causa del Covid – 19, sin duda, generará más inseguridad; los robos aumentarán y la violencia física será más evidente, por la desesperación de la gente por tener alguna moneda.

   Esto conllevará a una destrucción social y pobreza sobre las nubes. Ambato, por años ha sido una urbe tranquila, con gente trabajadora y honesta; ahora, el ambateño tiene miedo al salir, tanto por el contagio del Coronavirus y con el riesgo de ser asaltado por delincuentes que han proliferado de manera desproporcionada.  (O)

Deja un comentario