El Ecuador y el FMI / Editorial

Editorial

El Ecuador retomó relaciones con el FMI durante el gobierno del expresidente Lenin Moreno. El presidente Guillermo Lasso ha continuado con dicha relación, con la finalidad obtener préstamos a bajo interés. Entre los requerimientos del FMI para continuar desembolsando dinero al Ecuador, se encontraba el quitar gradualmente los subsidios a los combustibles, uno de los temas que origino el último paro nacional. 

Es importante recordar que durante el gobierno del expresidente Rafael Correa, la relación entre el Ecuador y el FMI se deterioró debido a las constantes críticas perpetradas por el exmandatario en contra de la institución. En el año 2016, por ejemplo, Correa señaló despectivamente, que los responsables del FMI «ahora hacen proyecciones hasta el 2021. Es decir, ¡pasaron de economistas a astrólogos!».

La mala relación entre el Ecuador y el FMI significó un obstáculo para acceder a los créditos entregados por dicha institución, los cuales eran otorgados a tasas de interés considerablemente menores a las que se accedió durante el periodo presidencial de Correa. Por lo expuesto, es deseable que la buena reacción con el FMI perdure y sea de beneficio para mitigar la situación económica que atraviesa el país, sin embargo, es fundamental que se negocien bien las condiciones para que no sufran los ecuatorianos, especialmente, las personas con menos recursos. (O)

Deja un comentario