Colores y diseños modernos en la ‘Juan Cajas’

Ciudad

Los comerciantes ya tienen promociones para ofrecer el mejor calzado. (Foto El Heraldo)

Diciembre es uno de los pocos meses en que las ventas se reactivan y esto es aprovechado por los vendedores, especialmente del Centro Comercial de Calzado ‘Juan Cajas’.

Cada vendedor se ha convertido en un estratega para aplicar promociones, estar dentro de redes sociales y sobre todo para aplicar promociones atractivas para los visitantes.

Rosa López, comerciante y productora, indicó que luego de la pandemia la situación ha sido complicada; sin embargo, en febrero, septiembre y octubre lograron recuperar su inversión, gracias a la reactivación de clases, tanto de las escuelas, colegios y universidades.

Ahora se enfocan en las actividades festivas de Navidad y Fin de Año, fechas en las que los ambateños buscan el mejor calzado para estrenarlo en dichos acontecimientos y fiestas familiares.

“Nosotros buscamos las formas para reactivar diariamente las ventas. Ya no salimos solo los días de feria, sino permanentemente y eso es bueno, porque los clientes llegan a diario. Hemos buscado estrategias para promocionarnos individualmente, ya que no hay apoyo continuo de las autoridades”, comentó Gladys Carrasco, comerciante.

Aseguró que el informalismo sigue afectando sus negocios y temen que los vendedores ambulantes se instalen una vez más en la avenida Cevallos, especialmente en Navidad y Fin de Año.

Los visitantes pueden encontrar calzado para toda ocasión y ahora las vendedoras comienzan a adquirir mercadería nueva para venderla en este mes.

El calzado es fabricado por artesanos de la provincia que se instalan en Picaihua, Quisapincha, Pilahuín, Martínez, Totoras y Ambato, según registros de la Cámara de Industrias de Tungurahua.

Recordemos que la provincia abarca la producción del 44% a nivel nacional de calzado, lo que significa que 44 de cada 100 pares de zapatos que son elaborados en el país, fueron hechos en Tungurahua. Al inicio de la pandemia más del 70% de talleres de calzado fueron cerrados y durante los dos años de paralización el 80% de la mano de obra habría migrado, según los vendedores.

Ahora la situación se volvió a retomar, pero siguen carentes de mano de obra, misma que es necesaria para continuar y fortalecer la producción. (I)

Deja un comentario