Ambato: Mapa pone en evidencia gran ruido

Ciudad
Los decibeles de ruido son altos y las autoridades deben poner énfasis en la solución de este problema. (Foto El Heraldo)

Los decibeles de ruido son altos en Ambato. Las causas son diversas, por lo cual toda la población debe aunar esfuerzos para cambiar esta realidad, indicó la directora de Gestión Ambiental del Municipio, Diana Garcés.

Explicó que entre las razones tienen relación con el tipo de vehículos: pitos, bocinas y motores.

Frente a ello, dijo que el cabildo viene incentivando una movilidad sostenible y eficiente. Por ejemplo, la pandemia está generando cambios en el uso del transporte público.

Es así que se elaboró un plan emergente de movilidad tomando en consideración que la gente tiene temor hoy de ocupar buses o taxis.

Ante esta situación, se hacen necesarias variantes en el transporte como la vigencia de la caja común. Esto facilitará reducir al máximo el uso del dinero físico, añadió.

Hasta que esto se cristalice, la entidad seccional está priorizando el diseño de ciclo-vías o ciclo-rutas y la semi-peatonización del centro de la ciudad como proyecto piloto.

Se aspira a concretar estas propuestas en este año para mejorar la calidad ambiental en la urbe. 

Enma Sánchez es ambateña. Comparte la preocupación por los altos niveles de ruido provocados por ciertos negocios y carros, por lo que hizo el llamado a las autoridades para que en primer lugar mejoren los controles y se impida que parlantes en alto volumen causen contaminación.

Sin embargo, está convencida que no solo es responsabilidad de las autoridades, sino también de los habitantes. 

No puede concebir que determinados dueños tengan en sus vehículos pitos y radios que en vez de generar tranquilidad ayudan a la ‘bulla’ que impera en la ciudad. (I)

2 comments

  • Adicional a lo señalado, existe la costumbre de muchos señores taxistas de pitar segundos antes que el semáforo cambie de rojo a verde. Por la cantidad que lo hacen y la manera uniforme de realizarlo, parece que recibieron en los «cursos» de conducción profesional la materia de la «pitadera». Por favor a los señores dirigentes del taxismo tratar este asunto en sus reuniones para bajar los decibeles de ruido y aumentar la racionalidad.

Deja un comentario