Al borde de la muerta por decepción amorosa

Policiales, Seguridad

Una mujer intentó acabar con su vida al ingerir veneno dentro del Mercado Urbina. (Foto El Heraldo)

Ni el llanto desesperado de sus hijos de 11, 9 y 6 años, detuvo a una mujer de 37 años de edad atentar contra su vida.

Problemas sentimentales con una pareja, sería la causa principal por el cual quería suicidarse, según allegados. El hecho se registró el miércoles 23 en el interior de la Plaza Urbina.

Otra comerciante al escuchar el llanto de los menores, acudió al sitio y vio cuando la mujer tomó parte de un frasco con insecticida. Intentó quitárselo, pero ya había ingerido parte del veneno.

La mujer se salvó porque de inmediato fue trasladada hasta el Hospital Docente donde le brindaron la atención debida. (I)

Deja un comentario