Un paseo por la Laguna de Yambo / Luis Alfredo Silva Zambrano

Columnistas, Opinión

La Laguna de Yambo, ocupa una larga depresión de aproximadamente 2.000 metros cuadrados de superficie, con una profundidad máxima de 24 metros. Se encuentra ubicada en la parroquia Antonio José Holguín, conocida también como Santa Lucía; perteneciente al cantón Salcedo, de la provincia de Cotopaxi. 

Esta junto a la carretera Panamericana Norte, donde se ha construido un mirador turístico, que permite contemplar panorámicamente, un hermoso paisaje de la serranía ecuatoriana en el callejón interandino. 

Esta rodeada por varios altiplanos como Tiguango y Oyacachi, al norte; Cunchibamba y Curiquingue, al sur; Chillapamba y Jacho, al este; y, el cerrito de Yambo, al oeste. 

Sobre su origen, lo más probable es que constituye resto de un lago mayor, que debió existir a principios de la era cuaternaria; la prueba es la diatomita, restos orgánicos fósiles, que en forma de polvo blanco, existe en las laderas de la depresión. 

El caudal de la laguna, esta alimentado por aguas lluvias, que bajan por las laderas y que son recopiladas por las quebradas Valverde, Castillo y Quindigua, entre otras, y por algunos manantiales. 

Los primitivos habitantes de la zona lo llamaron Tigualó, palabra vernácula que significa tigua, humear y la, laguna, Laguna Humeante; seguramente cuando lo descubrieron, estaba llena de neblina que se elevaba desde la superficie, por lo que la denominaron así. Posteriormente, cuando llegaron otros migrantes lo bautizaron con el nombre de Yambo. 

Lo interesante, es llegar a sus orillas, partiendo desde la carretera Panamericana por el sector noroccidental; de arriba, a un lugar donde se ha construido un amplio parqueadero y varios muelles que no desentonan con la naturaleza. 

Para navegar, se toma una» chiva» lacustre, para varios pasajeros, que va conducida por un piloto y un guía del lugar, o si prefiere puede pedalear un bote, con adorno de un cisne, que lleva 4 visitantes. 

El paseo por la Laguna de Yambo, permite admirar de cerca la riqueza paisajística que posee; la vegetación , que muestra sus verdes algas y la abundante totora; la fauna, compuesta de patos y gaviotas andinas; y las abruptas y abismales laderas erosionadas que la rodean. 

Para los que gustan de los deportes extremos, existen largos cables que atraviesan sobre la laguna, para la practica de canopy. 

La pintoresca Laguna de Yambo, brinda la agradable oportunidad de pasar momentos inolvidables, llenos de aventura y diversión.  (O)

El Ecuador que debemos conocer.

Deja un comentario