Representantes de bares escolares con peticiones

Última hora
En la zona existen alrededor de 130 unidades educativas, de los cuales cada una tiene su administrador de bar escolar, según Diego Cadena. (Foto El Heraldo)

Que se les alargue el contrato, es una de las peticiones que tienen los representantes de arrendatarios de bares escolares de la Zona 3 del país que corresponde a Tungurahua, Cotopaxi, Pastaza y Chimborazo.

El contrato de arrendamiento se cumple cada dos años y está previsto finalizar a finales del 2020 y por tal motivo, piden que se alargue la vigencia para recuperar en los meses que se reactiven las clases presenciales. También se pide que continúen los menajes en las unidades educativas, porque los arrendatarios no tienen donde almacenarlos.

“Nosotros fuimos el primer grupo que se quedó sin trabajo, porque dependemos de las clases estudiantiles para trabajar. Vivimos el día a día y seremos de las últimas personas que regresamos a trabajar. Solicitamos que se nos exonere el arriendo de marzo, porque las clases se suspendieron desde el 12 de marzo”, indicó el representante Diego Cadena.

Los arrendatarios hicieron préstamos para la adquisición de refrigeradoras, licuadoras, mesas y demás y ahora tienen algunas cuentas por pagar. La Coordinación Zonal 3 de Educación informó que esta Cartera de Estado garantiza el debido proceso y actúa conforme a la normativa legal vigente respecto al arriendo de bares escolares por la emergencia sanitaria.

Además, argumenta mediante comunicado oficial que debido a la emergencia sanitaria, cada arrendatario tenía la posibilidad de solicitar una prórroga del plazo para el pago del canon de arrendamiento o la terminación por mutuo acuerdo del contrato en caso de convenir a sus intereses; sin embargo, dicha prórroga podía ser solicitada dentro de los 15 días transcurridos de la emergencia, conforme lo establecen las condiciones generales de los contratos.

Las Direcciones Distritales donde ejerce jurisdicción la Coordinación Zonal 3 de Educación, mantuvieron reuniones con los administradores de los contratos, dando lineamientos exactos y específicos sobre el manejo de los procesos de Arrendamientos de Bares Escolares, al momento de la suscripción del contrato. 

De esta manera, los arrendatarios que voluntariamente presentaron el pedido de terminación del contrato por mutuo acuerdo de las partes, se tramitan conforme lo establecido en la Ley de Contratación Pública y su Reglamento. En el contrato constan cláusulas contractuales, respecto a las causales de terminación unilateral de los contratos, siendo expresamente una de ellas, la falta de pago de dos (2) cánones de arrendamiento mensuales consecutivos. 

En el comunicado también se informa que resultan ilegales las peticiones por parte de algunos administradores de bares escolares, en las cuales se infiere que una vez retomemos las actividades académicas presenciales, se amplíe el plazo de sus contratos, por cláusulas contractuales que definen el plazo y vigencia de los mismos, siendo estos de dos años y hacerlo constituirá una afectación al ordenamiento jurídico, por los distintos órganos administrativos. (I)

Deja un comentario