Imprudencia vial

Carrusel
Algunos conductores irrespetan señales de tránsito. (Foto El Heraldo)

El irrespeto a las señales semafóricas es permanente, especialmente por ciertos conductores de buses de servicio urbano.  

Control no existe en la calle Juan B. Vela y Martínez. Los buses suelen interrumpir el fluido vehicular, según Marcelo Fiallos, peatón.

El propietario de almacén, Roberto Sánchez, comentó que en la zona los buses suelen pasarse la señal preventiva y quedarse en media vía. “Esto es recurrente. Hace falta control”, dijo.

Algunos propietarios de locales comerciales esperan que haya una intervención en el sector, ya que el ruido que generan las unidades de transporte es insoportable. (I)

Deja un comentario